redaccion@diariodigitalis.com

661 597 410

Facebook toma medidas en su plataforma contra un grupo de hackers chino

Facebook ha tomado medidas esta semana contra un grupo de hackers de origen chino conocido como Evil Eye (entre otros nombres) que intentó hacer uso de Facebook para distribuir malware con el fin de hackear las cuentas de los usuarios.

Sobre este tema, la propia Facebook ha declarado lo siguiente en su blog: «[El grupo] puso en su mira a activistas, periodistas y disidentes que pertenecían, en su mayoría, a la comunidad uigur de Xinjiang en China que viven principalmente en el extranjero: en Turquía, Kazajistán, Estados Unidos, Siria, Australia, Canadá y otros países. Este grupo utilizó varias tácticas de ciberespionaje para identificar a sus objetivos e infectar sus dispositivos con malware para permitir la monitorización».

El grupo de hackers pretendía infiltrarse en comunidades uigures

Evil Eye, según la descripción aportada por Facebook, pretendía utilizar Facebook como un medio para infiltrarse en comunidades uigures en el extranjero mediante la instalación de diversos tipos de malware en los dispositivos de los usuarios detectados, entre ellos un programa llamado Insomnia.

«Esta actividad tenía las características de una operación persistente y con buenos recursos, a la vez que ocultaba quién está detrás de ella. En nuestra plataforma, esta campaña de ciberespionaje se manifestó principalmente mediante el envío de enlaces a sitios web maliciosos en lugar de compartir directamente el malware en sí. Vimos que esta actividad se ralentizaba en varias ocasiones, probablemente en respuesta a nuestras acciones y las de otras empresas para interrumpir su actividad».

Hasta el momento, no se ha podido constatar una conexión directa implícita con el Gobierno chino, pero el Partido Comunista de China ha hecho un gran esfuerzo hasta el momento para restringir el intercambio de información sobre el trato a los musulmanes uigures, muchos de los cuales, supuestamente, están ahora recluidos en «campos de reeducación» en China, ya que pretende limitar el crecimiento de comunidades religiosas alternativas. Varios grupos de carácter humanitario han pedido en repetidas ocasiones que se tomen acciones contra China por el trato al que someten a los uigures en el país.

Aún no está claro cuáles eran exactamente las intenciones del grupo al respecto, pero la respuesta de Facebook fue contundente, bloqueando sus dominios asociados, eliminando las cuentas del grupo y notificando a todos los usuarios que fueron víctimas de los ataques.

La enorme influencia de las plataformas digitales en la actualidad

Este ha sido un grano de arena más en la montaña de inquietud que se ha ido formando en los últimos años: la creciente dependencia de las plataformas digitales como medio de interacción ha dado lugar a que las personas estén dejando cada vez más rastros de datos. Unos rastros virtuales que los regímenes autoritarios pueden utilizar luego para rastrearlos y e ir tras ellos.

Id bootcamps Banner

Precisamente, esta inquietud fue la que estuvo detrás de la iniciativa del Gobierno de los Estados Unidos para prohibir TikTok el año pasado, que acabó fracasando tras la derrota del expresidente Donald Trump en las elecciones estadounidenses de 2020. Aun así, hallazgos como este subrayan la lógica detrás de tales iniciativas gubernamentales e incluso podrían reavivar dichas preocupaciones bajo la administración Biden.

Dado el alcance que ha ido obteniendo Facebook, era inevitable que, tarde o temprano, algunas organizaciones hicieran uso de su plataforma para influir en los usuarios e impulsar sus agendas a través de medios nefastos. El año pasado, Facebook prohibió totalmente al grupo de extrema derecha QAnon, cuya principal función en la plataforma fue difundir teorías de la conspiración, y fomentar la violencia y el discurso del odio. Las cuentas de QAnon se convirtieron en el pasado año en focos centralizados para campañas coordinadas de desinformación, con el fin de cambiar la corriente de opinión en la plataforma.

Imagen de Gerd Altmann en Pixabay

Artículos Relacionados

Suscríbete a nuestra newsletter


(Obligatorio)

También te puede gustar

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Suscríbete a nuestra newsletter