contacto@diariodigitalis.com

914 121 156

Un algoritmo que sabe a carne de vacuno

Todos nos hemos preguntado alguna vez por qué ciertos productos, principalmente de la industria alimentaria, saben a algo muy concreto que no incluyen como tal en su composición. Este fenómeno, especialmente presente en la industria de bebidas, heladería y repostería, lácteos, cárnicos y aperitivos, se produce gracias a los saborizantes, sustancias que se añaden a los alimentos para potenciar el sabor para que así resulten más atractivos -y adictivos- al paladar, para sustituir ingredientes que no llevan o que lo hacen de manera insuficiente y también para recuperar algunos sabores que puede perderse en la cadena de producción.

Tal y como viene siendo habitual en distintos sectores, la industria del saborizante no iba a ser menos en la incorporación de la Inteligencia Artificial en sus procesos. La compañía suiza dedicada a la creación de fragancias y sabores Firmenich ha sido la pionera en elaborar un sabor utilizando las técnicas algorítmicas de la IA.

Se trata, tal y como ellos mismos describen, de «un delicioso sabor a carne de res ligeramente asada» que prevé utilizarse en aquellos productos de la dieta vegetariana que buscan imitar lo cárnico en cuanto a aspecto, forma o, en este caso, gusto. Este hito se ha logrado en colaboración con Microsoft y valiéndose de la amplia base de datos de materias primas de aromas y sabores de que dispone Firmenich.

Ya en 2018, Firmenich había anunciado la instalación de su Digital Lab, en alianza con la Escuela Politécnica Federal de Lausana (EPFL), con el objetivo de potenciar el uso de herramientas de la Inteligencia Artificial en sus procesos de creación y producción. En tan solo dos años han logrado cumplirlo con este primer lanzamiento y actualmente se encuentra, trabajando en pruebas avanzadas para varios sabores nuevos generados por IA.

«La Inteligencia Artificial nos permite explorar nuevos límites al proporcionar a nuestros creadores una fórmula precisa como punto de partida, así como sugerencias adicionales para optimizar las combinaciones de ingredientes a partir de las cuales pueden crear gustos personalizados», explica Eric Saracchi, Director de Información Digital de Firmenich. Esto se consigue aunando, tal y como destacan, «una innovación revolucionaria y la creatividad única de nuestros profesionales».

La crisis de la COVID-19 plantea nuevos retos para la industria alimentaria

La industria alimentaria no se ha quedado al margen de los cambios provocados por la crisis de la COVID-19, que no solamente ha modificado la manera de relacionarnos, sino también nuestros hábitos de consumo en prácticamente todos los sectores. Desde Firmenich consideran que estamos ante un panorama que exige comprender y responder a los cambios que estamos atravesando y esto pasa por atender a las nuevas necesidades surgidas, de una manera creativa y rápida.

El presidente de la compañía suiza, Emmanuel Butstraen, afronta los retos que se presentan en el sector apostando por «ofrecer a los consumidores momentos de comodidad y placer» a través de sus productos y también «abordando el amplio camino hacia conseguir alimentos y bebidas más saludables«. Butstraen incide en la importancia de la incorporación de la Inteligencia Artificial en el sector alimentario, ya que «permite aprovechar mejor las diferentes materias primas y explorar nuevas guías creativas«.

Haciendo uso de las herramientas que la IA ofrece para este propósito, desde Firmenich trabajan teniendo en cuenta las características específicas de cada producto, apostando por ingredientes 100% naturales y respetando los requisitos reglamentarios. De esta manera, «la tecnología mejora la capacidad de nuestros aromatizantes para crear sabores de calidad superior y acelerar el desarrollo de nuestros productos», recalca el presidente de la compañía.

La empresa suiza, fundada en 1895, -y que está detrás de la creación de los típicos perfumes que durante la época navideña se anuncian constantemente en televisión, como Aqua di Gio, Boss Bottled, Flower by Kenzo o Light Blue, de Dolce&Gabbana-, está dispuesta a continuar en el camino de la innovación tecnológica con la presentación de nuevos sabores generados por Inteligencia Artificial en un futuro cercano. ¿Cuál será el siguiente?

Imagen principal de M Ameen, Pixabay.

Artículos Relacionados

Suscríbete a nuestra newsletter


(Obligatorio)

También te puede gustar

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Suscríbete a nuestra newsletter