contacto@diariodigitalis.com

914 121 156

Apple y Facebook en guerra por los datos de WhatsApp

Apple y Facebook continúan su enfrentamiento directo por las nuevas políticas de privacidad que la compañía de la manzana está implementando en su App Store, encaminadas a informar al usuario de cómo las aplicaciones gestionan sus datos. Y ahora el campo de batalla es WhatsApp: la aplicación de mensajería por antonomasia, perteneciente a Facebook, ha publicado un comunicado en el que detalla por qué recoge los datos que recoge, en respuesta a la nueva etiqueta de privacidad obligatoria para todas las aplicaciones.

La etiqueta de privacidad

A partir de este mismo mes, todas las apps de la App Store tendrán que incluir una nueva etiqueta de privacidad que detallará qué datos del usuario recogen, clasificados en tres categorías: datos para rastrear al usuario, datos vinculados al usuario y datos no vinculados al usuario. El objetivo es mostrarnos de manera clara y sencilla la información que las compañías desarrolladoras de apps recaban sobre nosotros y para qué puede ser utilizada. Una iniciativa que se añade a otros movimientos de Apple para mejorar la transparencia en el uso de nuestros datos, como la obligación de que cada aplicación pregunte de manera clara al usuario si quiere activar el IDFA, el identificador para anunciantes de Apple que recaba información anónima sobre las acciones de los usuarios de iOS de cara a favorecer la publicidad segmentada.

Y si Facebook ya ha mostrado de manera explícita (incluso con campañas publicitarias) su oposición a la nueva política de Apple con el IDFA, asegurando que será una decisión terrible para los pequeños y medianos negocios porque tendrán mucho más difícil encontrar el público adecuado a través de sus anuncios, ahora ha sido WhatsApp la que ha reaccionado de forma preventiva a la nueva etiqueta de privacidad.

WhatsApp, compañía perteneciente a Facebook, alude a las nuevas exigencias de Apple y explica qué datos recoge del usuario y por qué necesita hacerlo, en el comunicado «Información sobre la etiqueta de privacidad de WhatsApp en Apple App Store«.

WhatsApp deja claro que usa la tecnología de cifrado de extremo a extremo: este sistema hace que cualquier contenido que mandemos por WhatsApp solo sea accesible para el usuario al que se le envía: ni siquiera la propia compañía tiene acceso a él. WhastApp tampoco almacena mensajes ni conserva registro de las personas con las que nos comunicamos.

No usamos tus datos… pero sí tus metadatos

Pero, claro, WhatsApp si recoge metadatos. Y el comunicado se centra en detallar para qué usa toda esa información:

  • Información de contacto: nuestro número de teléfono es necesario para enviar mensajes a nuestro móvil, mientras que podemos añadir nuestra dirección de correo electrónico de forma voluntaria si queremos la verificación en dos pasos.
  • Contactos: WhatsApp nos pide permiso para acceder a los números de teléfono de nuestra agenda de contactos para comprobar cuáles usan la aplicación y añadirlos a su propia agenda.
  • Información financiera: información de la tarjeta de crédito en los países donde se pueden realizar pagos mediante WhastApp.
  • Compras: aquí sí se comparte información con Facebook si usamos la función Tiendas de Facebook. Concretamente, los productos que miramos y compramos, de manera que los anuncios que se nos muestren en Facebook o Instagram estén relacionados con estos datos.
  • Identificadores: el número de teléfono se usa como la ID de usuario de WhatsApp y la aplicación también recoge la dirección IP desde la cual se conecta el teléfono.
  • Ubicación aproximada: la dirección IP y el código de país del número de teléfono permiten identificar de manera aproximada nuestra ubicación física.
  • Contenido del usuario: la aplicación recoge la frase que incluimos en la sección Info. (la que, por defecto es «Hey, I’m using Whatsapp»), la foto de perfil y los nombres, descripciones y foto de perfil de los grupos, con el objetivo de evitar abusos y actuar ante comportamientos ilegales.
  • Datos de uso: se recaban para evaluar el rendimiento de la aplicación, identificar y tomar medidas contra la cuentas que lanzan mensajes masivos o automatizados (algo muy común en periodos electorales) o informar al usuario de las novedades y actualizaciones de WhatsApp.

La integración de Facebook, WhatsApp e Instagram levanta sospechas

Como dice la famosa locución en latín, «excusatio non petita accusatio manifesta». Lo cierto es que el comunicado de WhatsApp es una reacción explícita a la nueva etiqueta de privacidad. Y es que todos esos datos que WhatsApp recaba Apple los califica como «datos vinculados al usuario», es decir, conforman un perfil bien definido del usuario a disposición de WhatsApp.

Facebook tiene planeado ir integrando servicios y perfiles de sus tres grandes aplicaciones, la propia red social Facebook, Instagram y WhatsApp. El proceso parece que, como mínimo, se retrasará por la denuncia por monopolio en el sector de la mensajería interpuesta por la Comisión Federal de Comercio (FTC) de los Estados Unidos y más de 40 estados del país, que la compañía tendrá afrontar en los tribunales. Pero a nadie se le escapa que el gran negocio que ha convertido a Facebook en el gigante que es actualmente es su capacidad de ofrecer un espacio de publicidad segmentada a los anunciantes gracias a los datos de los usuarios.

Y, para aumentar un poco las suspicacias, WhatsApp va a cambiar sus términos de servicio en febrero para usuarios de fuera de la Unión Europea, modificaciones centradas principalmente en cómo las empresas podrán usar los servicios de Facebook para almacenar y administrar sus chats de WhatsApp y cómo WhatsApp va a integrar más profundamente los servicios y productos de Facebook.

Artículos Relacionados

Suscríbete a nuestra newsletter


(Obligatorio)

También te puede gustar

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Suscríbete a nuestra newsletter